venerdì 8 ottobre 2010

Dos Conservas Dos! Peperoncini Rellenos en Aceite y Cebollitas "Borettane" en Agridulce, para mi Despensa.




Tiempo de conservas, gente.

Estoy preparando mi despensa para el invierno y sobre todo para las fiestas.

El verano nos dejò las verduras en su mejor expresiòn , por lo que, como las hormiguitas que se preparan a afrontar la dura estaciòn invernal, yo tambien he hecho mi provista.

En èste post les propongo dos preparaciones bien al estilo italiano y haciendo uso de dos elementos, de los tantos que existen para conservar: el aceite y el vinagre.

En Italia se llama "sott'olio", las conservas que utilizan el aceite, preferiblemente extravirgen de oliva. Y "sotto aceto", las que utilizan el vinagre.

Y se consumen muchisimo ,sobre todo en las fiestas de invierno, junto a el popularisimo "Antipasto alla italiana", compuesto de rebanadas de distintos salames , jamones y embutidos que varian segùn la regiòn donde nos encontremos, acompañados de èstas conservas, hechas con una vasta selecciòn de verduras.



Este verano me dejè seducir por esta variedad de peperoncini.

Y decidì hacerlos como en general los encontramos en el sur de Italia, donde se los consume muchisimo.

Son picantisimos, lo sè.

Hasta que lleguè a Italia, mi paladar solo toleraba una pizca de pimienta negra en mis platos.

Y ya ven! Ahora llego a comerme, solas, èstas pequeñas "bombitas" de sabor intenso.

Es que al paladar, hay que educarlo. Como ocurre con las especias. Se comienza de a poco, una cosa a la vez y asi se lo acostumbra a nuevas sensaciones.

Siempre teniendo presente , el gusto personal y la cautela, como en èste caso.
El peperoncino como especie o como verdura, hace bien, tomado siempre en la raciòn justa.
Para que el picante sea atenuado, se necesita dejar descansar un tiempo la conserva. A mayor reposo, màs se perderà esta caracteristica.

Asi cada uno la regularà a su "piacere".

Otro detalle IMPORTANTISIMO!:

Limpiarlos con GUANTES DE GOMA, nunca con las manos desnudas, si quieren evitar la sensaciòn de "tener las palmas en llamas" por varias horas. Evitar refregarse cualquier parte del cuerpo cuando se hace este trabajo, sobre todo cara y ojos. Y les hablo por experiencia propia!
Esto se debe a la presencia de "capsaicina", la culpable del picor en èstos pimientos pero a su vez, el compuesto quìmico que llena de buenas propiedades esta hortaliza. No me detendrè en sus beneficios que son muchos y de los cuales encuentran un mar de informaciòn en internet, si lo desean. Pero aconsejo un poco de lectura, que los sorprenderà y bien ,seguramente.





Peperoncini a los dos Rellenos

1 kg. de peperoncini redondos frescos y en buen estado
100 gr. de anchoas en aceite
100 gr. de aceitunas negras sin carozo
100 gr. de atùn en lata
1/2 litro de aceite extravirgen de oliva

Preparaciòn:

Limpiar los peperoncini, haciendo un agujerito y vaciando su interior. Colocar agua a hervir en una olla y "blanquearlos" (sumergirlos en ella por unos minutos). Enjuagarlos y dejarlos secar dados vueltas sobre unas servilletas de papel.

Relleno 1: envolver con una anchoa en aceite cada aceituna negra y colocar en el interior de cada peperoncino.

Relleno 2: Procesar hasta hacer un patè el atùn en lata con 2-3 anchoas en aceite y rellenar con èl cada peperoncino. Luego introducir una aceituna negra en cada uno.


Colocar los peperonocini rellenos (Uds. elijan el relleno) en frascos limpios y esterilizados ( hervidos en una olla por màs de media hora ) y rellenar el frasco hasta el borde, con aceite extravirgen de oliva.

Pasteurizar: Cerrar bien e introducir los frascos en una olla de buena capacidad, cubrirlos de agua (5-6 cm por encima de los frascos) colocando un paño entre ellos para evitar que golpeen entre si y se quiebren. Hervir por unos 40 minutos.

Una vez frios retirarlos de la olla y dejar descansar en lugar oscuro y fresco por al menos 2-3 meses.








Es importante que las verduras queden bien cubiertas por el aceite.

Esto nos asegurarà una buena conservaciòn.





















El procedimiento es vàlido para las verduras que màs nos gusten tales como, tomates verdes con cebollas, hongos, corazones de alcauciles, etc.






















Para las cebollitas en agridulce, he utilizado una variedad italiana llamada "Borettana".

Su nombre lo debe a que proviene de un pueblito llamado Boretto, por lo que es un producto tipico de la regiòn Emilia Romagna. Actualmente su producciòn es importante en la zona de Parma y su consumo en conservas es muy utilizado, no faltando entre las preferidas para el antipasto o buffete.

Son pequeñas y chatas.

Yo las he preparado en una versiòn agridulce porque es la que màs me gusta.




Ingredientes:

1 kg. de cebollitas ( en mi caso las "borettane")
150 ml de vinagre de vino blanco
50 ml de agua
1 hoja de laurel
100 gr. de azùcar de caña
sal y pimienta





Preparaciòn:

Pelar, lavar y dejar secar las cebollitas.
En una cacerola incorporar el azùcar y un tercio del vinagre. Mezclar bien y encender el fuego.
Agregar las cebollitas y dejarlas caramelizar por unos minutos.
Añadir el restante vinagre , la hoja de laurel y dejar cocinar por unos 15 minutos.
Cuando el liquido se vuelva un poco denso, agregar de a poco el agua.
Las cebollitas deben estar cocidas pero todavia crocantes.
Colocarlas en los frascos y llenarlos con el liquido de cocciòn hasta el borde cuidando de cubrir bien las cebollitas.
Pasteurizar: seguir el mismo procedimiento indicado para los pimientitos màs arriba.






Dejar descansar en un rincòn fresco y oscuro de la cocina.


En realidad estas cebollitas pueden ser consumidas enseguida.


Yo me las guardo, mejor dicho me las he escondido, para evitar tentaciones.


Para que asi , antes o durante o despues de las fiestas, junto a los peperoncini , acompañen solo como ellos lo saben hacer, los jamones y salames que por esas fechas abren verdaderos banquetes.


Buon Appetito a Tutti

6 commenti:

Pilar - Lechuza ha detto...

los pimientos rellenos así pequeñitos los probé en casa de Begoña (las recetas de Marichu) pero eran comprados. Tenían un toque picante que les quedaba estupendamente bien. Me imagino los tuyos, así caseritos y se me hace la boca agua...
un biquiño

Zulma ha detto...

Se me van los ojos a esas conservas ...lastima que por aca no hay ese tipo de peperoncinos .
Las cebollitas , tambien me gustaron mucho ,elegire algunas muy chiquitas e intentare hacerlas .
LOs colores expectaculares.
Besos y buen domingo en familia

Kako ha detto...

La conserva de peperoncini me fascina, a ver si la hago nuevamente pues la última vez se fué a la basura. Pero tus recetas siempre me han salido exitosas, confío en ellas.
Quien metiera la mano en tu despensa...
Besos amiga.

Croqueteando ha detto...

Que pinta más buena tienen esas conservas.
Con los pimientos rellenos se le hace a una la boca agua.
Un beso.

Daniela ha detto...

bravissima Sil, quante cose buone nella tua dispensa. Io quest'anno non li ho preparati i peperoncini ripieni, mi rifaro' l'anno prossimo. Ciao Daniela

Chiara ha detto...

che belle ricette Silvana, sei bravissima! é da tanto che mi riprometto di fare quei peperoncini ripieni ma non avevo mai trovato una ricetta che mi piacesse, adesso me la segno subito, un bacione...

Gracias por vuestra visita!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...