martedì 18 ottobre 2011

Dulce de Membrillo Casero.




Aparecieron los membrillos!
Dias atràs , Lorena , una amiga argentina que vive en la ciudad, me avisò que los habia encontrado en un negocio de venta de frutas y verduras. Gracias, Lore! Si no era por vos, me perdia este dulce!
El dulce de membrillos en Italia es conocido como "cotognata", por la " mela cotogna" o tambien "pera cotogna", asi llaman a esta fruta por èstas tierras.
En Argentina es muy popular, junto con el dulce de batatas. Lo utilizamos para rellenar la "pastafrola", un clasico a la hora del mate o del tè, o para comerlo como postre junto a un queso mantecoso.
Vamos a la receta!
Ingredientes ( rinde aprox. 900 gr. de dulce)
1 kg. de membrillos ( 4 unidades en mi caso)
Cantidad necesaria de azùcar
Cantidad necesaria de agua




Los membrillos (Cydonia oblonga) vienen cubiertos de una pelusa natural.
Hay que lavarlos con ayuda de una esponja o lienzo o simplemente cepillarlos, asi se limpian facilmente.
Son parientes de la manzana y la pera, pero para comerlos se los debe cocinar previamente, ya que crudos resultan muy asperos.















La Argentina es una importante productora de esta fruta. Se lo encuentra facilmente en forma de dulce "en pan",es decir en bloques rectangulares o envasados en latas circulares en pesos variados.
Es muy utilizado en la reposteria criolla, por ejemplo como relleno de facturas o en los tipicos pastelitos criollos fritos, solo por citar algunos.
Sus propiedades son conocidas en casi todos los hogares argentinos.
Desde chicos nos acostumbramos a comerlo cuando estamos mal con los intestinos acompañados de nuestras infaltables galletitas de agua "porque el doctor lo recomendò" - quien no habrà escuchado èsto al menos una vez en su vida!

En efecto es aconsejado su consumo en el caso de diarrea y disenteria. Tambien para el asma, la tos, la bronquitis pues ayuda la expectoraciòn.Y para tantas otras cosas màs, que pueden curiosar en la red.


Para preparar el dulce debemos, una vez limpios, colocarlos en una olla y cubrirlos con agua.
Los hervimos por una media hora.
Luego los dejamos enfriar dentro de su misma agua. Dicen los entendidos que es esta fase la que hace que el color del dulce sea màs o menos oscuro. Si los retiramos antes serà màs claro , de lo contrario vendrà màs oscuro.
Ya medio cocidos se los pela y se les quitan las semillas, cosas que tendremos reservadas pues nos serviràn para fabricar la jalea, como asi tambien el agua de cocciòn ùtil para esta otra receta .
Las semillas del membrillos son ricas en pectina, un adensante natural, que serviràn tambien a que el dulce se "endurezca" sin necesidad de agregarle otro aditivo como la gelatina, por ejemplo.
Con la pulpa asi obtenida, la pasamos por un procesador o licuadora y la transformamos en purè.
Pesamos el purè y colocaremos nuevamente èste en una olla con igual proporciòn de azucar.
En mi caso, mis cuatro membrillos me dieron 800 gr. de purè, asi que agreguè igual peso de azucar.
Colocamos todo èsto sobre el fuego y cocinamos revolviendo.
Yo he utilizado una olla con fondo grueso, pero es aconsejable utilizar tambien si es posible, una olla de cobre o de hierro.
El dulce estarà listo cuando se comienze a pegar a la olla.
Lo colocamos en un recipiente que le de la forma deseada, sea èsta un rectàngulo, como en mi caso o tambien un circulo, decidan Uds. segun la utilidad que querràn darle.



Una vez puesto en el molde, lo dejamos enfriar y luego podremos cortarlo y destinarlo a los mil y un caprichos!

En un golpe de nostalgia, lo he probado enseguida con una galletita salada, hummmmm....
Cuantos recuerdos...la imagen de mi abuela ,que me lo daba cuando estaba con los dolores en la pancita ... de los dolores no me acuerdo, de los mimos si!
Despues pasè a un postre clàsico entre los clàsicos, con un queso mantecoso. Y los cortè en forma de corazones, para darle un toque màs elegante. Estos los comimos con mi marido, entre sonrisas complices.
Y luego... luego ya les contarè porque la cosa...to be continued!
Esta entrada la dedico a mis compaisanas, Lorena P. que vive en Trieste y a Maria Josè que vive en España y que en estos dias, se dejò seducir tambien por los membrillos ( vi tus fotos en facebook MariJo, de un dulce magnifico!). Un beso a las dos!
Y buon appetito a tutti!!!!!!!!!!!!!!!!!!

5 commenti:

Silvia ha detto...

Hola Sil,Buenos días compañera!
Como no recordar,cuando estábamos malos las recomendaciones del membrillo,era mano de santo...y es cierto que lo tomabas en esos procesos y sentaba bien y te sentías recuperada....y mi mamá diciendo,es que el organismo es sabio,lo acepta por sus múliples propiedades....recuerdos.
Nunca me atreví hacerlo y la verdad es que les daría una alegría.
Cuando me recupere lo haré.Prometido,pues te quedó fantástico.

CAriños desde Barcelona.

Kako ha detto...

Sil, te quedó espectacular!
Nunca me ha resultado así, lo encuentro complicado este dulce pero me encanta, me guardo tu receta, a ver si me animo.
Besos

juliana ha detto...

te quedo buenisimo! una vez lo intente hacer y me salio tan mal, q fui al super a comprar un pedazo para terminar una pasta frola! una maravilla el tuyo, habra q animarse otra vez...

Erika ha detto...

Delicioso. Me encanta el dulce de membrillo casero. Nada iguala su sabor. A mí también me queda con este color suave y me gusta así. No es época de membrillos ahora, vamos a esperar al otoño.
Con tantas cosas distintas dando vueltas en mi cocina , no sabés cuanto añoro una buena pastafrola!
Cariños

candelads ha detto...

Hola Sil,
Que pinta tiene tu dulce y cuantos recuerdos me trajiste! En cuanto pueda lo preparo,a mi me encanta :)...en casa les gusta mucho el de batata.
Saludos desde Livorno.
Ah, puedo recibir tus nuevos posts por mail? (no encuentro la opcion :/)

Gracias por vuestra visita!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...